lunes, 21 de junio de 2021

VILLAREJO DE SALVANÉS 19-06-21-1ª PARTE ANDRÉS PALACIOS

El pasado 19-06-21 se celebró una corrida de toros en la localidad madrileña de VILLAREJO DE SALVANÉS, organizada por el empresario José Montes, con la colaboración del Ayto., de la localidad. Tras problemas con los toros anunciado de la familia Garzón, se sustituyeron por tres ejemplares de VENTORRILLO-CAMPONUEVO (propiedad de Julián López "El Juli") y otros tantos de D. ANTONIO SAN ROMÁN. El cartel lo formaban los matadores de toros ANDRÉS PALACIOS, CALITA y MARIO SOTOS.

En esta primera entrega nos centraremos en el cabeza de cartel, el matador ANDRÉS PALACIOS. A la postre, aunque numéricamente sus compañeros de cartel le "mojaron la oreja", lo mejor, de más calidad y de más entidad, lo desarrollo el albaceteño.

Su primer ejemplar, "Patinador" nº 38 G-7 con el hierro de Ventorrillo-Camponuevo, tenía un buen trapío, una cara muy sevillana, acapachado, hechuras, salió con ímpetu, recogiéndolo Andrés con mecidas verónicas por ambos pitones, repitiendo el burel, metiendo bien la cara, aunque tendía a salir con la cara a media altura. Tras un puyazo bueno por parte del toro, y largo al quedarse apretando, al salir, metió la cara por dos ocasiones en el suelo, volcando todo su enorme morfología en volteretas dañinas. Lo que le mermó considerablemente. Brego con suavidad y temple Venturita para poner el toro en suerte a sus compañeros con los rehiletes, ayudando al animal a no venirse abajo. Andrés que atesora un concepto clásico, plástico y templado, le administró precisamente eso, el temple, la medicina que necesitaba el animal, para no caerse. Primero cuidándolo, vaciándolo a media altura, para aliviar la falta de poder del animal. Poco a poco, en series cortas, a paso "mexicano", consiguió tirar del toro sin que acabara por los suelos, dibujando unos naturales y derechazos, de mucha estética, temple y calidad, firmando unos remates de cartel y unos pases de pecho eternos. Muy inspirado, centrado en lo que el toro necesitaba, pero sin dejar de crear arte, acabó haciendo que el toro fuera hasta atrás humillado y entregado. Noble animal, que lució más por la gran labor del matador, que le sacó lo que tenía. Tras pinchazo, estocada y merecida oreja. De las de mérito.

"Patinador" nº 38 de Ventorrillo-Camponuevo, 1º de la tarde.

En cuarto lugar, le tocó en suerte "Peletero" nº 15 G-7 de D. Antonio San Román, toro abanto, que se salía de los vuelos del capote, no queriendo pelea, por lo que no le dejó lucir su buen concepto capoteril de salida. Fue al caballo, donde recibió un puyazo sin más. Quitó, Palacios, con buenas y ajustadas chicuelinas, rematadas con una templada media, el toro no tenia clase ni entrega. Mansito. Dos buenos pares de Venturita, sobre todo el último, cuadrando en la cara. 
Andres ante la falta de condiciones del toro no se desanimó, lo consintió, dejándolo un poco a su aire de inicio, tragándole uno para él y otro para el toro, para darle confianza, el toro salía con la cara por las nubes, pero el concepto de Andrés seguía siendo el mismo, bien colocado, precisos los toques, tirando de él un poco en línea recta, para no metérselo para atrás y obligarlo, ya que si no se rajaría. Se "enfadó" con el toro, se enjaretó, echándose encima del animal, para exprimirle hasta la última embestida. Así consiguió sacarle muletazos sueltos de merito, ya que el toro no los tenía. Una gran labor, muy para aficionados. Pinchó en dos ocasiones, descabello y vuelta más que merecida.
Gratificante tarde del albaceteño, que está para retos mayores.

Luis, el mayoral, viendo salir a su pupilo"Peletero" nº 15 G-7.


Por: Raúl Castro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario