miércoles, 17 de septiembre de 2014

BECERRIL DE LA SIERRA. 2ª PARTE ÁNGEL SÁNCHEZ

El segundo coleta del cartel era ÁNGEL SÁNCHEZ, el último alumno salido de la escuela de Colmenar Viejo y que recientemente debuto con los del castoreño. También triunfó pero de forma desigual, como a continuación les detallaremos. Le correspondió en primer lugar a "Bonito" nº 23, un cuajadísimo utrero, con hechuras de toro, muy bien hecho. Salió con un pitón destrozado por su brega en toriles. Además se le notó algo descordinado y doblaba con facilidad las manos, el novel novillero quiso lancear pero entre la flojedad y descordinación del animal y los toques bruscos y para fuera que le recetó el chaval, aquello no tomaba cuerpo. Y para más desgracia, al rematar su saludo capoteril, el animal claudico metiendo los pitones en la arena y quedándose colgado a media voltereta haciendo daño. Fue puesto al caballo que montaba Luis Miguel Leiro, que le dio un muy buen puyazo dosificando al animal por lo que recibió una fuerte ovación del respetable. El tercio de banderillas no fue muy lucido por la falta de fuelle del morlaco. La faena tuvo poco o casi nada que destacar, poco acople, brusquedad en lo toques del torero que hacía por cuatro ocasiones que el animal, muy debilitado callera teniéndole que ayudar a ponerse en pie. Algún muletazo suelto de buen dibujo y una buena estocada para recibir algunas palmas de consolación.
Su segundo novillo, el que hacía 5ª fue otro cantar. "Lindero" nº 27 castaño albardado y bocidorado, serio, astifino y de lujosas hechuras, salió con brío y codicia. Al igual que en su primero, poco que destacar en el recibo de capote, muy despegado en el juego de brazos mandando muy por fuera al animal. Utrero bravo en el caballo, le recetó un buen puyazo Juanjo Leiro. El novillo se vino arriba en banderillas, galopando con codicia y entrega humillada, en aplaudido tercio. Ángel entendió al novillo por momentos, ligando algunas series de mucha estética, hondura y temple, con otras más despegado y enganchado. Pero el tinte general de la faena, es positivo, porque quiso y por momentos pudo. Mató de otro espadazo y le dieron dos orejas paisaneras, tan respetables como generosas. Al novillo le dieron la vuelta al ruedo. En chavales con tan poco bagaje es normal los alti-bajos, hay que esperar a este joven novillero que tiene buena proyección. Salió por la puerta grande junto con sus compañeros. 


"Bonito" nº 23 hondo y cuajado novillo
Cadencioso lance
Luis Miguel le midió en su justa medida, fue ovacionado por ello
Vicente Yestera, con oficio
Cuadrando en la cara
Comenzó la faena por bajo, el novillo quizás requería otra lidia
Le dio espacio, intentando que se viniera arriba
Derechazo 
Templado
A media altura para intentar sujetarlo al piso
Al natural aliviando el mando sobre el animal, que quería, pero no podía
Desplante ante un tío
Mandón y delicado derechazo
Espadazo
"Lindero" nº 27 un tacazo de novillo de astifinas y veletas defensas
Lanceando a la verónica
Jugando bien los brazos
Juanjo Leiro lo cogió perfecto
Dándole lo justo
Remate con una media al quite
Espectacular salida del par
Galope de toro bravo, humillado y entregado por bajo
Solvencia en el peón
Cara a cara
Mando, mano baja y temple 
Rematando al bravo castañito
Llevándolo muy largo
Profundo derechazo
Gustándose por bajo 
Un gran pase de pecho 
Mandón muletazo
Un natural de largo trazo
Muy torero en los remates
Al final le sacó unos derechazos, muy mejicanos, al pasito....
...hondos, profundos, cadenciosos...
...a cámara lenta, que levantó al publico de sus localidades.
Estocada en todo lo alto y dos orejas
"Lindero" nº 27 recibió los honores de la vuelta al ruedo

No hay comentarios:

Publicar un comentario